Roma con niños, 12 planes gratis

Roma es una ciudad que enamora; antigua y a la vez vital, cada uno de sus rincones esconde secretos, leyendas y maravillas… ¡es una ciudad única! Y por si esto fuera poco, es una de las pocas grandes ciudades donde se pueden ver  gratis la mayoría de monumentos y lugares emblemáticos. Sobre esto hablaremos hoy, os daremos ideas para disfrutar en Roma con niños de 12 planes gratis.

Ya os habíamos hablado de 10 lugares imperdibles de Roma para visitar con niños, pero en aquella ocasión la mayoría eran museos y parques de pago. Hoy veremos pequeños planes, visitas interesantes, y muchas historias para compartir con los niños, ¡y todo gratis! ¿Os gustaría saber más sobre estos planes gratis en Roma con niños?

Roma con niños, 12 planes gratis

 

1- El Pantheon, ¡un edificio con un agujero en el techo!

Roma con niños
Imagen Jun

El Pantheon es un templo romano del II d.C. ¡perfectamente conservado! Entrar en él es como hacer un salto al pasado. Hoy en día es una iglesia, y gracias a ello se ha conservado practicamente intacto hasta nuestros días. Su cúpula es impresionante, y todavía hoy es la cúpula de cemento no reforzado más grande del mundo. ¿Pero sabéis qué es lo que dejará a los peques (y a vosotros) con la boca abierta? ¡El agujero en la cima de la cúpula! Es una ‟ventana” de más de 8 metros de diámetro, y no tiene cristal ni ningún tipo de protección. ¡Lleva casi 2000 años abierta! ¿Sabéis qué sucede cuando llueve? ¡Pues que llueve dentro del templo! Si os fijáis en el suelo, veréis los agujeros de desagüe para que el agua corra.

Piazza della Rotonda (cerca de la Fuente de Trevi y Plaza Navona) – Gratis – Horario: de Lunes a Sábado de 9 a 19.30h; Domingo de 9 a 18h; Festivos de 9 a 13h; cerrado 1/01 – 1/05 – 25/12

 

2- Boca de la Verdad, ¡cuidado con las mentiras!

La Boca de la Verdad es un gran medallón de piedra con el relieve de una cara con la boca abierta. Se encuentra en el atrio de la iglesia de Santa Maria en Cosmedin. La leyenda cuenta que si un mentiroso pone la mano dentro de la boca, ¡la boca se cerrará y se comerá la mano! Si habéis visto la peli Vacaciones en Roma seguro que os acordáis de la escena en que Gregory Peck le hace una broma a Audrey Hepburn fingiendo de haber perdido la mano. Los turistas hacen un pequeña fila para echarse una foto con la mano dentro de la boca, y si les contáis esta leyenda, a los peques les parecerá muy divertido. El medallón es en realidad la tapa de un desagüe de época romana, que durante la Edad Media fue colocada en el atrio de la iglesia.

Santa Maria in Cosmedin (cerca del Circo Máximo y Plaza Venecia) – Gratis – Horario: en verano de 9.30 a 18h, en invierno de 9.30 a 17h. La puerta se cierra 10 minutos antes del horario de cierre.

 

3- San Pedro, ¡la iglesia más grande del mundo!

La basílica de San Pedro es el corazón del mundo católico, y también la iglesia más grande del mundo. Si vais a Roma seguro que la visitaréis, pero os daremos algunos secretos para contarles a los peques y hacerles más amena la visita. La iglesia fue construida sobre el lugar que se considera la tumba de San Pedro, y el edificio que vemos actualmente ¡tardó más de 100 años en ser construido! (1506-1626). En esta obra han trabajado los artistas más importantes del Renacimiento y el Barroco: Miguel Angel, Bramante, Rafael, Bernini, etc. La basílica es tan, pero tan grande, que dentro se pierden las proporciones y no llegamos a darnos cuenta de ello. Paraos al lado del baldaquín de Bernini, en el altar mayor, y contadle a los peques que mide 30 metros… ¡como un edificio de 8 plantas! La basílica tiene 187 metros de longitud, ¿sabéis cuánto mide un campo de fútbol? ¡120 mt!. Hay mucho para decir y saber sobre San Pedro, por lo que os aconsejamos preparar la visita con alguna guía, o alquilar las audioguías en la misma basílica. Algunos consejos para tener en cuenta: para entrar a San Pedro hay que superar el control de seguridad (no llevar cuchillos u objetos metálicos con puntas) y el control de la vestimenta (pantalones y faldas deben cubrir hasta la rodilla, hombros y espalda deben estar cubiertos). Estos controles hacen que se genere un poco de fila, dependiendo de los días y horarios puede ser muy breve, o llevaros 1 hora. Esta fila se hace en la plaza bajo el sol, ¡id preparados!

Plaza San Pedro  – Gratis (la subida a la cúpula es de pago) – Horario: en verano de 7 a 19h, en invierno de 7 a 18.30h. En festividades religiosas los horarios pueden variar.

 

4- Piazza Navona, ¡la plaza de los artistas!

Roma con niños
Imagen Ed Yourdon

La Plaza Navona es una preciosa plaza barroca, coronada al centro por la magnífica fuente de los 4 ríos, obra de Juan Lorenzo Bernini. Es la plaza de los artistas: podéis hacer un agradable paseo viendo a los pintores y caricaturistas en acción, y también encontraréis músicos y artistas callejeros. Podéis contarle a los niños que las estatuas de la fuente de los 4 ríos representan a los 4 ríos más importantes de los 4 continentes que se conocían en el 1600 ¡porque Oceanía todavía no había sido descubierta!: El Nilo por África, el Río de la Plata por Ámerica, el Danubio por Europa y el Ganges por Asia, ¿Podréis reconocer a cada estatua?

Plaza Navona  – Gratis  – Horario: siempre abierta

 

5- Plaza de España, ¡las escaleras más famosas!

La Plaza de España es una preciosa y muy concurrida plaza del centro de Roma, famosa por su escalinata: durante el mes de Mayo se llena de macetones con flores, y es un espectáculo extraordinario. Pero todo el año es un lugar precioso para visitar. Podéis bajar las escalinatas como los y las modelos de los famosos desfiles que se realizan allí, recorrer la vía dei Condotti, la calle que parte desde la plaza donde se encuentran las tiendas de los diseñadores italianos más famosos, o beber un poco de agua en la Barcaccia, la fuente en forma de barco que se encuentra al centro de la plaza. ¿Sabíais que en Roma hay muchas fuentes de agua para beber y que el agua es fresquita y riquísima?

Plaza de España  – Gratis  – Horario: siempre abierta

 

6- Fuente de Trevi, ¡lanza una moneda y pide un deseo!

¡Todos conocemos la Fuente de Trevi! Pero estando allí os sorprenderéis de lo pequeña que es la plaza y lo enorme que es la fuente ¡practicamente ocupa todo el espacio! ¿Conocéis la leyenda de la monedita? Si os ponéis de espaldas a la fuente, y con la mano derecha arrojáis una moneda pasando sobre el hombro izquierdo, ¡seguro que regresáis a Roma! Hay quien pide otro deseo, o quien echa más de una moneda…

Piazza di Trevi  – Gratis  – Horario: siempre abierta

 

7- Villa Borghese, ¡un oasis verde en pleno centro de Roma!

Roma con niños
Imagen Wikimedia Commons

Si visitáis Roma con niños no podéis dejar de visitar el parque más famoso de la capital. En el Renacimiento este parque era el jardín privado de la residencia de la familia Borghese, y a ello se debe la presencia de palacios y edificios de gran valor histórico y de jardines ‟a la italiana” en su interior. En estos inmensos y bellísimos jardines pueden hacerse caminatas en familia, picnics, alquilar bicis, ponys, pasear en bote por el pequeño lago artificial que se encuentra en el parque, o disfrutar de alguna de las instituciones que tienen sede en la Villa Borghese. Para terminar de convencernos de incluir ese paseo en nuestro itinerario, hay que decir que Villa Borghese se encuentra en el centro de Roma y se llega fácilmente en metro o autobús.

Villa Borghese  (cerca de Plaza de España y vía Veneto) – Gratis  – Horario: abierto desde el amanecer al atardecer

 

8- Victoriano o Altar de la Patria, ¡maravillosas vistas!

El Victoriano, más conocido como Altar de la Patria, es un enorme monumento de mármol blanco realizado entre finales del s. XIX y principios del s. XX para rendir homenaje al rey Victorio Emanuel II. También es el monumento al soldado desconocido, y por eso es llamado Altar de la Patria. Se encuentra en la Plaza Venecia, y se puede entrar y subir a su parte más alta para disfrutar de unas vistas maravillosas sobre toda el área arqueológica del Foro Romano y el Coliseo que se encuentra a sus espaldas. Si queréis subir en ascensor al punto más alto (las vistas son a 360° y aún más espectaculares), cuesta 7 €.

Piazza Venezia  – Gratis (ascensores de pago) – Horario: de Lunes a Jueves de 9.30 a 18.30h; de Viernes a Domingo de 9.30 a 19.30 h;  cerrado 1/01 – 25/12. Último ingreso 45 minutos antes del cierre.

 

9- Via Appia Antica, ¡un paseo en la historia!

La Via Appia es una de las vías consulares más famosas de Roma. ¿Os acordáis del dicho ‟todos los caminos conducen a Roma”? ¡En la antigüedad era así! Desde la capital partía una gran red de carreteras que conectaban Roma con el resto del Imperio. La Via Appia Antica se ha conservado muy bien en un tramo urbano, y se ha convertido en un precioso parque arqueológico donde dar un paseo entre pinos, ruinas romanas ¡y catacumbas! (La entrada a las catacumbas es de pago). Se pueden alquilar bicis, contratar visitas guiadas o audioguias, etc.

Parco dell’Appia Antica  – Gratis (los monumentos son de pago)   – Horario: el parque es muy grande y está siempre abierto. Los puntos de información y los monumentos tienen horario variables.

 

10- Iglesias de Roma, ¡os dejarán sin palabras!

En Roma hay unas ¡900 iglesias! Claro que no todas tienen un gran interés histórico o artístico, pero hay algo que tenéis que saber ¡todas se pueden visitar gratis! Hay algunas que no os podéis perder: las cuatro basílicas mayores (San Pedro, San Juan de Letrán, Santa María Mayor y San Pablo Extramuros) y San Pietro in Vincoli para ver el Moisés de Miguel Ángel son la que yo no me perdería por nada del mundo, Hay muchas más iglesias maravillosas, pero si viajáis a Roma con niños es aconsejable distribuir bien el tiempo pasado en este tipo de visitas para que los peques no se aburran.  Las iglesias más importantes están abiertas todo el día, las más pequeñas cierran al mediodía y abren de nuevo por la tarde. En todas las iglesias se debe ir vestido del mismo modo que aconsejamos para San Pedro, y respetar los horarios de las celebraciones litúrgicas.

 

11- Roma desde lo alto, ¡un espectáculo único!

La ciudad tiene muchas colinas desde las que se puede disfrutar de unas vistas que os dejarán sin palabras, y de paso jugar con los niños tratando de reconocer los edificios y monumentos que habéis visto en vuestra visita. A los ya citados Victoriano  y cúpula de San Pedro, podemos agregar:

  • Gianicolo: es una colina cercana al Vaticano, con un precioso jardín (Belvedere) desde donde se puede admirar  el centro histórico.
  • Pincio: El Pincio es otra colina que se encuentra sobre Piazza del Popolo, y desde la terraza de Plaza Napoleón I se tiene una de las visuales más maravillosas del mundo. Podéis ver gran parte del centro histórico, la cúpula de San Pedro y Castel Sant’Angelo, y disfrutar de un atardecer inolvidable.
  • Giardino degli Aranci: El ‟Jardín de las Naranjas” se encuentra en la cima de la colina del Aventino, entre muros medievales. Es un pequeño jardín desde el que se puede disfrutar unas preciosas vistas que van desde la orilla del Tiber hasta la Basílica de San Pedro.

 

12- Espiar por el agujero de la cerradura, ¡lo que veréis os sorprenderá!

Roma con niños
Imagen Gabriele

En la colina del Aventino se encuentra el Palacio del Priorato de los Caballeros de Malta, cuyo portón tiene un gran agujero de la cerradura. Si vais con los niños, pedidles que miren a través del agujero sin contarles lo que verán antes. ¡Se quedarán con la boca abierta!

Piazza Pietro d’Illiria  – Gratis  – Horario: desde el amanecer al atardecer

Os aseguramos que hay muchas más cosas que ver y hacer gratis en Roma con niños, ¡pero por esta vez ya hemos hablado bastante!

¡Buen viaje!

 

Imagen principal Vic Xia

Deja un comentario